ENFOQUE HACIA LA SOSTENIBILIDAD DE LA PRÁCTICA EN LOS AMBIENTES MARINO COSTEROS:

El desarrollo económico y social, y la acción contra el cambio climático dependen en gran medida de la inversión en infraestructuras, del desarrollo territorial sostenible y el progreso tecnológico. Es por ello por lo que, ante la rápida evolución del panorama económico mundial y los vaivenes económicos locales, como así también el aumento de las desigualdades registradas en los últimos años, el desarrollo debe incluir una diversificación productiva a nivel país que ofrezca oportunidades a todas las personas, y que sea respaldada por prácticas productivas sostenibles e infraestructuras resilientes.

En este sentido, el turismo es el sector socio económico y productivo que mayores facilidades puede impulsar en los territorios para alcanzar el desarrollo sostenible.  Pero, sin embargo, dado el amplio espectro de impactos que genera en el territorio, se requiere necesariamente de armonizar un trabajo articulado con desarrollo productivo e infraestructura a fin de agilizar y operativizar las actividades y acciones necesarias para resolver los principales problemas actuales. En este caso puntual, se deberán establecer los cimientos sostenibles que permitan el acceso y disfrute de las áreas costeras a lo largo del país por parte de la población local y los visitantes.

El acceso a energía eléctrica y agua, la existencia de carreteras, de conexiones marítimas, aéreas y de internet son aspectos esenciales para lograr sociedades prósperas y turísticamente sostenibles. Además, con el creciente aumento de la población a nivel mundial, se hace necesario construir más infraestructuras y de forma más sostenible para que todos puedan acceder al tiempo que disminuyen los impactos sobre el medioambiente. Para ello, los avances tecnológicos y la investigación e innovación son esenciales para encontrar soluciones permanentes a los desafíos económicos y ambientales.  Este último punto principalmente ya que la actividad turística implica el disfrute de ciudades, pueblos, áreas naturales y ambientes prístinos o modificados.

Es importante destacar que el Objetivo de Desarrollo Sostenible 9 pretende lograr el acceso igualitario a la información y al conocimiento, principalmente a través de internet, como así también conseguir infraestructuras sostenibles, resilientes y de calidad para todos, impulsar una nueva industria bajo criterios de sostenibilidad que adopte tecnologías y procesos industriales limpios y ambientalmente racionales, fomentar la tecnología, la innovación y la investigación y lograr el acceso igualitario a la información y al conocimiento, principalmente a través de internet.

Estas metas repercutirán de forma directa sobre el aumento de la productividad y los ingresos a nivel global y mejorarán, asimismo, el acceso a la atención sanitaria y a la educación, además de ayudar a proteger nuestros ecosistemas y recursos naturales, como lo es el recurso marítimo.

Objetivos
  • Acompañar el desarrollo de un turismo de naturaleza verdaderamente sostenible en los ambientes marino-costeros identificados como relevantes por la Iniciativa Pampa Azul. Incluye acciones vinculadas al creciente desarrollo del turismo antártico, que tiene en el territorio argentino su principal puerta de entrada, concentrando Tierra del Fuego más del 90% del movimiento de buques antárticos.
  • Impulsar la generación de proyectos de obras de infraestructura resiliente para el aprovechamiento turístico.
  • Fortalecer la capacidad productiva y emprendedora de todas las actividades económicas que se realizan en el borde costero y su entorno, entre ellas las turísticas, gastronómicas, artesanales; que promuevan la preservación efectiva de los bienes marinos y el fortalecimiento de la soberanía nacional sobre el mar.
VER MÁS

Propuestas de actuación

P.1.- LA RUTA NATURAL (responde al O1)

La Dirección de Desarrollo de Turismo Naturaleza, dependiente del Ministerio de Turismo y Deportes de la Nación, ha lanzado el programa de desarrollo y comunicación del Turismo de Naturaleza “La Ruta Natural”. Ésta invita a recorrer la Argentina a partir de 17 grandes circuitos. Abarcan todas las regiones del país y buscan llevar a los viajeros a descubrir y disfrutar del patrimonio natural del país.

Se busca potenciar destinos emergentes, aumentar la permanencia y consumo local en los destinos, contribuir al desarrollo de territorios y comunidades a partir de sus valores naturales. Además, el objetivo es promover un desarrollo turístico sustentable y alentar a la responsabilidad de los viajeros y prestadores turísticos a la hora de vivir experiencias en entornos naturales. Se propone acompañar a la iniciativa Pampa Azul a través de los circuitos integrantes del programa “La Ruta Natural” que incluyen al Mar Argentino como valor, destacándose cuatro:

  • La Ruta de las Llanuras y la Costa Atlántica,
  • la Ruta del Mar Patagónico,
  • la Ruta del Fin del Mundo y
  • la Ruta del Continente Blanco (turismo antártico).

El propósito es identificar y promover la importancia de la preservación del recurso marino en todas las etapas y para todos los actores involucrados en la práctica turística. El desarrollo tecnológico, la investigación y el fortalecimiento territorial a través de la capacitación y la generación de obras de infraestructura para el aprovechamiento turístico son los ejes conductores.

P.2.- DESARROLLO DE INFRAESTRUCTURA RESILIENTE PARA EL APROVECHAMIENTO TURÍSTICO (responde al O2)

 

Cabe mencionar que la Ley Nacional de Turismo N° 25.997 declaró de interés nacional al turismo como actividad socioeconómica, estratégica y esencial para el desarrollo del país, y señaló que la actividad turística resulta prioritaria dentro de las políticas de Estado. Bajo esta mirada, los nuevos activos de infraestructura deben ser planificados, priorizados, diseñados, construidos y operados teniendo en cuenta los cambios en el territorio que puedan producirse a futuro. Por ello se requerirá la construcción de infraestructura turística nueva y resiliente, como defensas costeras; y también infraestructura natural que promueva la recuperación de humedales y otras soluciones basadas en la naturaleza. Para ello, desde el Ministerio de Turismo y Deportes, sugerimos impulsar o incorporar los siguientes aspectos/acciones para el disfrute turístico de los espacios naturales:

  • Uso de materiales resistentes y durables y mejorar las prácticas constructivas.
  • Coherencia paisajística de los elementos físicos.
  • Procurar la eficiencia energética de las construcciones.
  • Dar acceso a tecnología de la información y la comunicación (TIC) para asegurar una comunicación fluida en toda la cadena de valor.
  • Prever medidas de gestión de las aguas pluviales: estanques de tormentas, etc.
  • Utilizar materiales reciclados.
  • Restauración ecológica, reemplazo o rehabilitación de espacios degradados.
  • Recuperar los suelos contaminados.
  • Controlar las especies invasoras.
  • Crear bancos de naturaleza o de activos naturales y gestionarlos como forma de compensar impactos negativos
  • Contribuir al equilibrio del sistema territorial.
  • Mejorar el carácter del paisaje y adoptar medidas para favorecer su aprovechamiento.

El análisis del contexto y enfoque para una infraestructura resiliente debe enfatizar fundamentalmente sobre el proyecto y su entorno, los riesgos, el cambio climático y el ambiente, visibilizar el conjunto total de un proyecto o de un sistema en su relación de resiliencia integral considerando a las personas y sus medios de vida; evaluar los factores de stress climático tomando en cuenta la variabilidad climática cómo factor orientador y también aquellos no climáticos que pueden tener incidencia sobre el proyecto. En base a estos aspectos, se detallan abajo las tipologías de obra turística a considerar en el marco de Pampa Azul. A saber:

  • Unidades de Servicios al visitante (Centros de interpretación e investigación del recurso marino). Éstos deben proponerse mirando al río, mar, océano, lago o laguna a fin de facilitar la observación e interpretación del ecosistema).
  • Instalaciones (Paseos costeros, miradores, observatorios, Refugios).
  • Intervención y Ordenamiento del espacio natural (restauración de espacios costeros, senderos, bicisendas).
  • Intervención de la infraestructura (Recuperar, refuncionalizar o rehabilitar, estructuras edilicias en desuso para la interpretación del espacios marítimo, lacustre o fluvial).
  • Señalética y Cartelería (Señalética para senderos y circuitos, Carteles informativos, interpretativos, indicativa, de seguridad y vial).
  • Energías Renovables (Incorporación de energía fotovoltaica, biomasa, solar térmica, otros).

P.3.- FORTALECER EL ECOSISTEMA EMPRENDEDOR (responde al O3)

Existen en nuestro país muchos sectores de la economía y territorios, donde son insuficientes las empresas capaces de promover nuevos servicios y productos que generen empleos, oportunidades e ingresos. Por ello, es necesario el surgimiento de nuevas empresas sustentables en lo económico y social.

Estas necesitan beneficios y apoyos que las ayuden en el acceso al crédito, capacitación de los recursos humanos, comercialización y gestión de empresas, entre otras.

Por ello, para promover la consolidación de los emprendimientos turísticos, definir actividades y herramientas y fortalece a las MiPymes  que incentiven el espíritu emprendedor, se sugieren las siguientes acciones:

  • Establecer clubes de emprendedores: ámbitos de consulta que brinden apoyo al desarrollo de capacidades emprendedoras.
  • Herramientas de asistencia financiera.
  • Desarrollo tecnológico para establecer portales virtuales de consulta emprendedora, para la promoción y posicionamiento de aquellos emprendimientos y MiPymes turísticas locales.